Menú Cerrar

La homeopatía y el estudio del paciente en su globalidad.

¿Qué es la homeopatía y cómo actúa?

La homeopatía es una medicina o terapia  alternativa que estudia al paciente en su totalidad para poder sanarlo, como ejemplo  no tratará al diabético sino al paciente que tenga síntomas bajo el diagnóstico de diabético.

La homeopatía, fue desarrollada por Samuel Hahnemann, quien afirma que el  ser vivo es un todo en el cual el cuerpo y el espíritu están indisolublemente unidos; la vida sólo es posible gracias a una fuerza que permite a este conjunto funcionar de manera armoniosa, y a la que llamó energía o fuerza vital. Esta última es inmaterial, invisible y no susceptible de medirse.

HOMEOPATÍA Y SUS BENEFICIOS

¿Qué significa la enfermedad para la homeopatía?

La enfermedad aparece cuando existe  un desequilibrio y  es inmaterial, no puede medirse sólo cabe la observación de todos los síntomas. Estos síntomas son el significado del organismo luchando por  llegar a su estado anterior de equilibrio, si no lo consigue, buscará un  nuevo equilibrio.

En  homeopatía,  se selecciona el tratamiento en función de  tres principios: la ley de similitud, la individualización de los síntomas y la consideración de éstos en su globalidad.

La ley de similitud:

«Lo igual cura a lo igual» Para que el remedio elegido sea eficaz, debe provocar en una persona sana síntomas idénticos a aquéllos que caracterizan la enfermedad que se desea curar o, mejor aún, síntomas idénticos a los que presenta el enfermo.

Individualización

El minucioso trabajo de análisis que realiza todo homeópata antes de prescribir un remedio se llama individualización; consiste en la identificación hecha por el médico de los síntomas que presenta cada enfermo en particular.

Principio de globalidad

La Consideración de todos los síntomas personales se llama principio de globalidad. Ya sean psicológicos, generales (por ejemplo, sensación de debilidad) o locales (urinarios, digestivos, etc.), lo importante es que los padezca el propio enfermo .En base a estos dos principios (individualización y globalidad), el homeópata decide qué tratamiento será el mejor para el paciente.

homeopatía beneficios

¿Que sustancias se usan en la homeopatía?

La homeopatía utiliza sustancias orgánicas, minerales y vegetales para estimular las defensas inmunitarias del organismo. En homeopatía, un remedio es mucho más eficaz cuanto mayor sea la dilución, hasta llegar a no tener  ya ninguna molécula del principio activo. Para no dañar la salud del paciente. Lo que el paciente recibe es una muestra quintaesencial de la energía de las sustancia, que estimulará la vitalidad terapéutica natural del cuerpo del paciente.

¿Cómo se preparan los remedios en la homeopatía?

Para preparar los remedios, los homeópatas usan la «dinamización» donde una sustancia es diluida con alcohol o agua destilada y luego es agitada vigorosamente con golpes fuertes  contra un cuerpo elástico, proceso que llaman «sucusión y que sin él no tiene eficacia el remedio.

Tratamientos que se utilizan en la homeopatía

La oligoterapia:

Se basa en la utilización de los oligoelementos, para el tratamiento de la enfermedad. El azufre, aluminio, yodo, potasio, magnesio o bismuto son algunos ejemplos de oligoelementos cuyas funciones resultan adecuadas para el tratamiento de afecciones diversa.

La yemoterapia:

Se basa en la utilización de macerados glicerinados de origen vegetal, para cuya elaboración se seleccionan las partes de la planta que estén en fase de desarrollo. Estas partes de la planta se maceran en una mezcla de glicerina y alcohol, de la que se extraerán los principios activos de la planta, utilizada en el proceso.

La cepa yemoterápia:

Contiene todas las potencialidades de la planta, y sirve al médico homeópata, para drenar y limpiar los órganos y tejidos de toxinas. El uso de macerados glicerinados de cepas yemoterápicas, en el tratamiento de las enfermedades, tiene como objetivo primordial, recuperar el equilibrio químico proteico necesario para la salud del organismo. La yemoterapia busca producir una acción de carácter energético sobre el organismo.

 

Artículos relacionados